Principal

Síguenos

Siguenos en Facebook   Síguenos en Twitter

publicidad

Se encuentra usted aquí

Aurelio Bermejo abandona el festival de Segóbriga por la incomprensión de las autoridades culturales

Redacción 06/10/09

El alma mater del Festival de teatro grecolatino más antiguo de cuantos se celebran en nuestro país abandona su cargo de director y el de vicepresidente del Instituto de teatro grecolatino de Segobriga (ITGLS) por las presiones y sinsabores que ha recibido en estos últimos años.

Por medio de una carta abierta al profesorado y a los medios de comunicación, Aurelio Bermejo muestra su más enérgica repulsa a todos aquellos que han abandonado a su suerte al Festival de Segóbriga, que año tras año, y ya son 27, se ha caracterizado por presentar las mejores producciones de teatro grecolatino que se forjan en los centros de educación españoles y europeos.

La falta de apoyos económicos por parte del Ministerio de Cultura, las presiones realizadas por el Consorcio del Parque Arqueológico de Segobriga que se plasman en la pérdida de la sesión nocturna de clausura que se celebraba con gran éxito durante el mes de junio y, especialmente, la incomprensible obligación de tener que representar la mitad de las obras en el Centro Escénico de Tarancón, cuyas características nada tienen que ver con el espléndido teatro romano de Segóbriga, han provocado, en palabras del profesor Bermejo, su salida de la organización y dirección del festival.

Culturaclasica.com reproduce integramente la carta de Aurelio Bermejo.

“Mi adiós a una obra bien hecha”

El Festival Juvenil Europeo de Teatro Grecolatino comenzó su andadura en Segóbriga, por una iniciativa mía, hace veintisiete años, y, once años después de iniciado, se creó, a instancias también mías, el Instituto de Teatro Grecolatino de Segóbriga, a través del cual abrimos otras Sedes en diferentes ciudades de España -Mérida, Itálica, Tarragona, Sagunto, Cartagena, Gijón, Euskadi, Pamplona, Palma de Mallorca, Zaragoza, Clunia, Lugo, Córdoba, Cantabria, Madrid y Andujar-, convirtiéndose así aquél, con la inestimable aportación de los directores y los integrantes de los grupos de teatro que participaron en él (algunos de ellos de países como Croacia, Grecia, Italia, Rumania y Portugal) y con el apoyo de los profesores de Latín y de Griego, básicamente de Enseñanza Secundaria, que acudieron a los diferentes escenarios con sus alumnos, en la actividad escolar más importante de cuantas se celebran en el mundo, como lo demuestra, por ejemplo, el hecho de que tomen parte en ella cada año más de 100.000 de éstos.

Pero, con ser importante este dato, la seriedad con que fue planteada dicha actividad desde el principio y el hecho de que los estudiantes de Secundaria sean, fundamentalmente, sus protagonistas y destinatarios principales confieren a la misma un valor especial, convirtiéndola en uno de los mejores referentes culturales y educativos para los mismos.

Por todo ello, no resulta extraño que el citado festival y la labor que, en torno a él, ha venido desarrollando el ITGLS, hayan contado con el apoyo del MCU y del INAEM, y hayan recibido los mayores reconocimientos de las personalidades que han tenido la oportunidad de conocerlos de cerca, como fue el caso de la Ministra de Educación Esperanza Aguirre, la cual me honró, en 1997, con la Encomienda con placa de Alfonso X el Sabio, unos meses después de asistir, invitada por el ITGLS, a una de las representaciones de teatro de Segóbriga, con cuya concesión buscó, sin duda, resaltar una actividad tan enriquecedora y formativa para los alumnos, que ha sido secundada por la mayoría de los profesores de Latín y de Griego.

Así las cosas, nos sorprendió mucho recibir, poco tiempo después de realizar el Presidente de Gobierno la última remodelación ministerial, un escrito del MCU en el que se nos comunicaba que, a partir de este curso, se le retiraba al ITGLS la subvención que le venía otorgando desde hacía algunos años, lo cual nos obliga a cerrar la Sede del ITGLS, en Cuenca, y a renunciar a organizar gran parte de las actividades que realizaba éste cada curso, aparte del teatro, entre ellas, el concurso “La Cultura es Clásica”, que fue muy bien recibido por los alumnos y profesores de Cultura Clásica de la ESO en los tres años que pudimos organizarlo, y tampoco podremos poner en marcha otro de tipo cultural y lingüístico destinado a los alumnos de 4º de la ESO, el cual, estoy seguro, habría tenido similar, si no superior, acogida que el anterior.

El tener que renunciar a todo esto, a mí, al menos, que he dedicado numerosas horas de mi vida a esta actividad, me ha producido, como es de suponer, una enorme decepción, por los motivos que me han forzado a ello, y un gran daño moral, pues estaba convencido (lo conseguido hasta ahora, al respecto, pienso que lo confirma) de que el grave deterioro y marginación que vienen sufriendo la cultura y los estudios clásicos, a raíz de la aplicación de la LOGSE, se podía contrarrestar, al menos, con iniciativas y proyectos serios, del tipo de los que hemos realizado a través del ITGLS y de los que deseábamos poner en marcha en los próximos cursos, y no así con experimentos “extraños”, que aplican algunos profesores en sus clases, con los cuales se busca no inculcar a los alumnos el conocimiento y el gusto por la extraordinaria cultura grecolatina, que está en la base de nuestra Civilización occidental, sino simplemente “entretenerlos”, tal como me reconoció un profesor de Latín que aplica uno de aquéllos en sus clases.

Esto, pues, es lo que me ha llevado a presentar al Vicepresidente del ITGLS mi dimisión de la presidencia del mismo.

También dejo la Dirección del Festival de Teatro Grecolatino de Segóbriga, por las escasas competencias que me ha dejado, respecto a éste, el Consorcio del Parque Arqueológico de Segóbriga, y por no aceptar la Junta Directiva del mismo, en la reunión celebrada el pasado mes de junio, mis propuestas de mejora del citado festival. Entre ellas: 1) mantener la Jornada de Clausura, que se realizaba todos los años, de noche, a finales de junio, en la que disfrutamos de actuaciones espléndidas de nuestros grupos de teatro seleccionados, con las gradas del teatro a rebosar; 2) representar todas las obras del programa de cada curso en el teatro romano de Segóbriga, utilizando el Centro Escénico San Isidro de Tarancón sólo en los días de lluvia, dado que la acústica del mismo es pésima y el seguimiento de la obra por parte de los espectadores resulta dificultoso por la altura del escenario, y, en definitiva, porque no tiene ningún sentido representar en él, según reconocieron todos los profesores que acudieron allí el curso pasado, en una encuesta que les pasamos, disponiendo para ello de un escenario y un paraje como el de Segóbriga.

Termino dando las gracias a los actuales miembros de la Junta Directiva del ITGLS por su gran aportación al mismo y por lo a gusto que he trabajado con ellos, a los Socios del citado Instituto y a todos los profesores y alumnos que, de una u otra manera, han contribuido a darle al Festival Juvenil Europeo de Teatro Grecolatino el prestigio que actualmente tiene, y, por último, a nuestra secretaria África, la cual se sentía muy ilusionada e identificada con las actividades e ideales del ITGLS (como pueden atestiguar todos los profesores que la trataron) y el cierre de la Sede del mismo la obligará a acogerse al paro.

Gracias, muchas gracias, nuevamente a todos/as y un abrazo muy fuerte.

Cuenca, 2 de noviembre de 2.009

AURELIO BERMEJO FERNÁNDEZ

P.D. Ya jubilado, decidí publicar un Método de Latín, por si podía ser útil a los alumnos que cursan esta asignatura en estos momentos tan difíciles que están viviendo los estudios clásicos. Su venta está resultando algo complicada, a pesar de que el citado Método ha sido calificado de excelente, metodológicamente hablando, por los profesores que lo están utilizando como libro de texto en sus clases. Por ello, si tenéis a bien adquirir un ejemplar del mismo para vuestro Departamento de Latín, os lo agradeceré. Por supuesto, si llega a agotarse su primera y única edición, lo colgaré en Internet, junto con el material de Cultura Clásica que he elaborado en los últimos años, para que los utlilice quien lo desee.

Pedidos: alfonsipolis@terra.es / Telf.: 608 86 80 54. Precio del libro:18€, y el del cuaderno de la traducción, 3€.

Drupal theme by pixeljets.com D7 ver.1.1