Uno de los mayores teatros del Sinaí vuelve a salir a la luz

El Cairo | EFE 02/04/2007

Un teatro romano en la península del Sinaí que data del siglo IV y es uno de los más grandes descubiertos en Egipto fue presentado hoy al público tras cinco años de trabajos de restauración.

El teatro, que se localiza en el emplazamiento histórico de Pelufium, tiene 110 metros de diámetro y es el segundo que aparece en esta zona, dijo Mohamed Abdel Maqsud, jefe de los trabajos de arqueología del norte del Sinaí. Según Abdel Maqsud, el teatro fue "destruido por las tropas israelíes en 1967".

Pelufium fue denominada así porque allí desembocaba el Pelufi, uno de los siete afluentes del río Nilo, que en latín significa barro. Ahora Pelufium se llama en árabe Al Farama y se localiza a 35 kilómetros al este de Qántara Sharq, en el noroeste del Sinaí. En el lado este de la localidad se hallaron, asimismo, restos de iglesias del siglo IV que se usaron hasta los siglos VII y VIII.

Maqsud recordó que san Isidoro, que vivió entre los siglos V y VI, escribió que Pelufium estaba protegida por los santos mártires sepultados en la ciudad, por lo que no descartó que las iglesias descubiertas en la zona contengan sus restos mortales.

En el lado oeste de Pelufium se descubrieron unas termas que datan del siglo I, otra iglesia del siglo V y una fortaleza del siglo VI, que se usaba durante el Imperio romano para defender la frontera este de Egipto.

La fortaleza tiene 36 torres y tres entradas y en su restauración, que duró seis años, se usaron un millón de ladrillos, según Maqsud. El jefe de la excavación en la zona, Ahmed Al Tabei, explicó a Efe que en la misma zona aparecieron también vasijas de cerámica, monedas y osamentas de animales que tienen esculpidas figuras geométricas, vegetales y humanas. Además, se descubrieron sellos que señalan las relaciones del Egipto romano con los pueblos del Mediterráneo, según Tabei.

La época romana empezó en Egipto en el año 30, cuando gobernaba el país la reina Cleopatra VII, y acabó en el año 395, cuando al dividirse el Imperio entre Oriente y Occidente, el territorio egipcio quedó bajo dependencia de Bizancio.

Archivado en: