La Vil·la del Moro será un centro de interpretación

Jordi Cabré | Tarragona www.diaridetarragona.com 27/11/2007

La Vil·la del Moro se podría visitar en 2010 transformada en un centro de divulgación patrimonial. La voluntad del Ayuntamiento torrense es acondicionar los accesos donde conviven los restos arqueológicos de dos villas romanas para transformar este yacimiento en un punto de interés cultural de la localidad.

Hasta materializar esta idea, cada año se excava durante tres semanas para conocer detalles de las dos villas romanas. Se trata de un convenio entre la Facultat de Lletres de la URV y el Ayuntamiento para excavar durante cinco años (2006-2010) y descubrir qué se conserva en este yacimiento.

Josep Anton Remolà, profesor de un máster de arqueología y responsable de los trabajos, explica que «es una colaboración importante para ambas partes. El Ayuntamiento necesita que se excave este yacimiento y nosotros necesitamos un lugar para poner en práctica la metodología que enseñamos». Los estudiantes ponen los conocimientos científicos y la mano de obra, y el Ayuntamiento aporta 12.000 euros anuales en este acuerdo.

Yacimiento inteligible
El solar de la Vil·la del Moro es municipal desde 2006, cuando el Ayuntamiento acordó la compra del terreno al propietario de esta finca, en la urbanización Racó Romà. Las dos villas rurales han permitido descubrir dos etapas diferentes de la presencia romana en la costa tarraconense.

Remolà explica que «aprovechando que hay zonas de la villa más moderna destruidas, hemos podido descubrir estancias de la otra que estaban debajo de la misma. Ahora se pretende recabar la máxima información para describir qué clase de construcción era».

La villa más antigua, catalogada como tardorepublicana, estaría construida en torno al siglo I antes de Cristo. La superpuesta, de la época altoimperial, podría estar habitada entre el siglo I y III después de Cristo.

El concejal de Patrimoni, Gerard Ciuró, explicó que la excavación servirá para conocer exactamente la magnitud y características de la villa más antigua. «La voluntad del Ayuntamiento es elaborar un proyecto para que los restos romanos sean más inteligibles y que los visitantes puedan comprender fácilmente dónde estaban las diferentes estancias de la villa, así como poder observar las partes que se han podido recuperar».

Aunque las excavaciones en la Vil·la del Moro durarán hasta 2010, según establece el convenio, Ciuró apuntó que el proyecto de centro de divulgación podría activarse paralelamente y estaría asesorado por el Museu Nacional Arqueològic de Tarragona.

Archivado en: