Hallada una gran villa romana en una isla al sur de Inglaterra

Londres | EFE 19/08/2008

El recinto, situado en la isla de Wight, data de hace 1.800 años y tiene las dimensiones de una piscina olímpica.

Un equipo de arqueólogos británicos ha descubierto los restos de una espectacular villa de la época romana en la isla de Wight, en el sur de Inglaterra. Construida hace unos 1.800 años, según los expertos, la villa tiene el tamaño de una piscina olímpica -mide 15 metros de ancho y 45 de longitud- y la forma de una iglesia, con una nave central y dos laterales.

"Es un edificio impresionante, absolutamente magnífico. Debía de ser visible desde varias millas alrededor", explica hoy en el diario The Times Barry Cunliff, profesor emérito de arqueología en Oxford, al cargo de las excavaciones. El edificio debía de tener una altura de más de seis metros y estaba sostenido por columnas de madera, afirma Cunliff, según el cual podría compararse a un gran salón medieval.

La parte dedicada a residencia tenía un sistema de calefacción bajo el suelo y la parte destinada a usos comunales seguramente se destinaba a reuniones y disputas legales o de lindes. La villa recién descubierta es comparable en escala a otra villa romana situada cerca de la localidad de Pulborough o a la sala del palacio romano de Fishbourne, ambas situadas cerca de Chichester, en el condado de West Sussex, también en el sur de Inglaterra.

Está además muy próxima a la villa de Brading, también en la isla de Wight, descubierta en 1879 y famosa por sus extraordinarios mosaicos que representan pavos reales, símbolos de la vida eterna, a Orfeo domando a las fieras, y tritones que llevan ninfas sobre la espalda. Se cree que esta última villa perteneció a Allectus, quien en el año 293 de nuestra era asesinó a Carausius, comandante de las huestes romanas que se había proclamado emperador de Britania.

Archivado en: