Mario Gas presenta en Girona una obra sobre el mito de Electra

Girona www.abc.es 11/11/2005

El Teatre de Sant Doménec de Girona acoge hoy el estreno en Cataluña de «A Electra le sienta bien el luto», de Eugene O´Neill, del director del Teatro Español, Mario Gas, en el marco del Festival Temporada Alta.

Esta obra, que es la recreación del mito de Electra de Eugene O´Neill y que profundiza en las facetas más oscuras del ser humano, está ambientada a finales de la I Guerra Mundial. En la presentación del montaje teatral, Gas manifestó que «me apetecía poder mirar la otra cara del prisma del tratamiento de la tragedia griega» para explicar el por qué del cambio de época. Escrita en los años 30, la obra presenta los conflictos con las reiteraciones propias del teatro de aquellos días, que la propuesta teatral de Mario Gas «comprime y lleva a su esencia para que afloren más nítidos, con más repercusión y más aterradores».

El abismo existencial sobre el que se mueven los personajes, buscando desesperadamente sus razones más íntimas, viene determinado por un riguroso planteamiento de la interpretación, donde no cabe ni lo superfluo ni lo coyuntural y, además, siempre de fondo resuenan los ecos de la guerra.

Comparten escenario en esta obra actores como Emilio Gutiérrez Caba, Constantino Romero, Mónica López, Ricardo Moya, Adolfo Fernández, Albert Triola o Maru Valdivielso, entre otros.En cuanto al elenco, Gas apuntó la importancia del buen entendimiento entre todo el equipo porque «no se pueden poner actores mediocres para hacer papeles cortos. Todos son importantes».

«La historia de Electra atrapa mucho a los públicos, uno se quedará con que es una historia un tanto melodramática, aunque nosotros hemos intentado huir de la acumulación excesiva de hechos externos melodramáticos y queda la estructura psíquica de los personajes, sus conflictos, su ideología, su educación», apuntó el director.

Mario Gas relató breve y directamente el argumento de esta saga familiar de asesinatos, venganzas e historias, en la que cuando un general vuelve de la guerra, se encuentra con que su mujer le engaña hace tiempo con otro, por lo que quiere matarlo, y apuntó que «una de las virtudes y servilismos de casi todo el teatro americano es su claridad expositiva, su dependencia casi de que las cosas siempre se entiendan, en lugar de una cierta elaboración, como en el teatro europeo».

Una vez se represente en Girona, este montaje viajará por Andalucía en febrero y está previsto que también en el 2006 viaje a México y Bogotá. El director de Temporada Alta, Salvador Sunyer, calificó a Mario Gas como «el cónsul del teatro catalán en Madrid» y mostró su voluntad de que este director tenga siempre un lugar para sus ñproppuestas en Temporada Alta.