Ocho hallazgos arqueológicos en las obra del AVE

Sevilla www.andalucia24horas.com 09/03/2006

El yacimiento más importante podría ser una ciudad romana.

Las obras del AVE a Bobadilla han permitido el descubrimiento de ocho hallazgos arqueológicos en el tramo comprendido entre los municipios sevillanos de Osuna y Gilena, localidad donde se ubica el yacimiento más importante, según informó el delegado provincial de Cultura de la Junta de Andalucía, Bernardo Bueno.

Según aclaró Bueno, el de Gilena es "el más interesante a primera vista", ya que se han hallado "muros, zonas donde previsiblemente podría haber una calle, tumbas, silos y incluso una piscina romana, en un extremo de los excavación", además de "restos musulmanes, de muros, casas, calles".

Asimismo, afirmó que "previsiblemente, tanto a izquierda como a derecha del tramo levantado --450 metros de largo y 38 de ancho-- hay mucho más", porque según los primeros indicios "aparecen construcciones de varias civilizaciones, allí vivieron personas durante siglos".

"Es bastante posible que no sea una villa romana aislada, sino un conjunto", reiteró el delegado provincial de Cultura, que visitó hoy los restos junto al alcalde de Gilena, José Manuel Reina, y el equipo de arqueólogos encargado de la elaboración del informe preliminar.

Los arqueólogos estarán trabajando en la zona hasta el próximo mes de junio y un mes después tendrán listo en informe que determinará "la importancia exacta del hallazgo, que puede ser mayor o menor", señaló Bueno, quien afirmó que "ahora mismo hay muchas conjeturas".

También insistió el delegado provincial del ramo en la necesidad de mantener "vigilancia 24 horas, porque están en medio del campo", labor que está desarrollando tanto la Policía Local como el Seprona con el objetivo de "evitar sorpresas desagradables".

Siguen con las obras

El hallazgo mantiene paralizado un tramo de unos 600 metros de las obras de la línea férrea de Alta Velocidad entre Sevilla y Bobadilla (Málaga), aunque Bueno aclaró que "las obras siguen, aunque no en esa zona" y no descartó nuevos hallazgos en el tramo, porque "en aquella zona se tiene conocimiento de que hay más restos".

Las obras para la construcción del primer tramo de la vía ferroviaria de alta velocidad entre Sevilla y Bobadilla, el trecho comprendido entre Osuna y Aguadulce fue adjudicado en noviembre de 2004 por un importe de 20,8 millones de euros.

Los trabajos consisten en la construcción de un nuevo trazado de doble vía con traviesas polivalentes que permitirá alcanzar velocidades de 250 Kilómetros por hora. La conversión a la Alta Velocidad del Eje Ferroviario Transversal parte de un acuerdo alcanzado entre el Ministerio de Fomento y la Consejería de Obras Públicas en mayo de 2004.

Archivado en: