Principal

Síguenos

Siguenos en Facebook   Síguenos en Twitter

publicidad

Se encuentra usted aquí

Rusadir en la II Guerra Púnica

Mª Carmen Palma | Melilla www.diariosur.es 13/06/2006
Las excavaciones en la Casa del Gobernador confirman que Melilla fue lugar de acantonamiento de tropas en la II Guerra Púnica El tráfico comercial entre Rusadir y Cartago y Gadir fue muy intenso
Corría el siglo III antes de Cristo cuando las dos principales potencias del Mediterráneo Occidental, Roma y Cartago, luchaban por extender su poder y derrotar al enemigo. Después de un primer enfrentamiento en la denominada I Guerra Púnica, y en la que Cartago fue la más perjudicada, ambos pueblos se enzarzaron en una nueva contienda, la II Guerra Púnica, que situaba a Hispania como escenario de la batalla.
Las tropas cartaginesas, lideradas por Aníbal, lograron conquistar la mayor parte de la península en su camino hacia la invasión de Roma, donde el hermano de Aníbal, Asdrúbal, era derrotado por las legiones romanas poniendo freno a las intenciones de Cartago. Fue en ese momento cuando Roma decidió reforzarse y contraatacar al ejército de Aníbal, enfrentamiento que acabó con la conquista de Hispania a manos de los romanos y el desembarco de sus tropas en África.
Es en este momento, en el siglo III antes de Cristo, en el que Rusadir entra en escena y se convierte en el enclave estratégico para el acantonamiento de tropas en el enfrentamiento entre cartagineses y romanos. Pero no es hasta ahora, 24 siglos después, cuando se confirma que Melilla fue uno de los principales lugares de alojamiento de las tropas militares de la II Guerra Púnica.
Casa del Gobernador
Cabe resaltar que la información no se desprende de cualquier fuente, sino del mejor documento que narra la historia, los diferentes estratos arqueológicos de la ciudad. Y es que las excavaciones que se están llevando a cabo en la Casa del Gobernador confirman esta hipótesis, ya que los restos encontrados a cuatro metros de profundidad nos llevan hasta el siglo III antes de Cristo y coinciden con las monedas encontradas en el puerto de Rusadir.
No obstante, esta fuente de conocimiento está revelando también otros datos importantes, como la aparición de viviendas del siglo II antes de Cristo que muestran cómo en aquella época las dependencias de una casa se distribuían en torno a un patio coronado con una fuente. Según la viceconsejera de Cultura, Rocío Gutiérrez, Rusadir fue habitada durante estas épocas y, de los más de 15 tipos de restos de ánforas encontrados en la Casa del Gobernador, se desprende que la actual Melilla tuvo un lugar preponderante en el tráfico comercial del momento a ambos lados del Mediterráneo, entre Rusadir y Cartago y Gadir (Cádiz).

Archivado en: 
Drupal theme by pixeljets.com D7 ver.1.1