La obra "Calipso" inaugura el Festival de Mérida "haciendo risas de la tragedia griega"

Mérida | EFE 05/07/2006
"Calipso. Aventuras y desventuras de una ninfa", de Pedro Víllora, inaugurará mañana jueves, día 6, en el Teatro Romano el LII Festival de Teatro Clásico de Mérida, una obra de la que el actor Francisco Valladares ha dicho que "hace risas de la tragedia griega".
Así lo ha explicado Valladares en Mérida, en el Peristilo del monumento, donde, junto a otros responsables de la obra y de esta edición del Festival, ha presentado este espectáculo, el primero de este año y que incluye la intervención de otros actores como Elena Martín y Soledad Mallol -"Las Virtudes"- como "Eucaris" y "Calipso", respectivamente, y Antonio López-Gitián "Tonino" como "Dios Amor".
Según Valladares, "me divierte mucho la parodia, tomar en broma las cosas serias", y, "hacer de pronto unas risas de las tragedias griegas es muy gratificante".
Este es, señaló, el sentido de "Calipso", en la que interpreta a "Mentor" con "nervios y responsabilidad, con ilusión y temor".
De Mérida dijo que "conozco hasta las alcantarillas" ya que participó en su día en la elaboración de un documental del "NO-DO" sobre estos restos de la romana "Emérita Augusta". "Mérida son palabras mayores, es como si vas al Vaticano", agregó.
Por su parte, la directora musical, Montserrat Font Marco, argumentó que el espectáculo consiste en "una zarzuela mitológica" en la que, a partir del original del siglo XIX "El joven Telémaco", compuesto por José Ragel, se ha dado más protagonismo al aspecto musical.
Además, continuó, se ha ampliado la parte final de la obra con el objetivo de "disfrutar de la comicidad de Las Virtudes".
También intervino en la presentación de "Calipso" su director de escena, Angel Roger, que explicó que con este espectáculo tratan de "hacer algo distinto con un repertorio distinto", todo con "un cuidado por la herencia de este espacio y por quienes por él han pasado".
Explicó que en pocas ocasiones es posible proponer un proyecto determinado y que éste sea aceptado, y que esto es muy especial si se produce en el Teatro Romano emeritense.
En esta línea, dijo que se ha trabajado sobre una obra lírica en la que el "hilo conductor" será "un reparto excepcional" integrado por "gente con orígenes muy distintos" ya que incluye "la sabiduría" de Francisco Valladares y "el humor" de "Las Virtudes" y de "Tonino".
Todo esto se conjugará con una escenografía de "olas" y un vestuario "colorido" para dar escenificar "la alegoría del amor", dijo Roger.
A su vez, el intérprete de "Telémaco", Marco Moncloa, subrayó que los ensayos son "duros y de muchas horas", y que también son "complejos" porque toman parte "actores, cómicos y músicos", entre otros.
Del espectáculo también opinó "Tonino", que explicó que se trata de "una reflexión acerca de los sentimientos", tras lo que dijo que participar de una u otra forma en los espectáculos teatrales hace a las personas "ser mejores".
Además, se refirió al Teatro Romano y, tras agradecer a la ciudad que lo haya conservado durante milenios, dijo que "en Valencia lo hubiéramos recubierto de mármol, luego lo hubiéramos vuelto a destapar, luego los hubiéramos vuelto a reconstruir, luego haríamos un centro comercial y, finalmente, edificado unas torres".