Serbia inaugura el primer parque arqueológico sobre la 'Pompeya de los Balcanes'

EFE 11/10/2006

Viminacium, la capital de la antigua provincia romana de Mesia Superior y conocida como la "Pompeya de los Balcanes", con un acueducto y frescos del siglo IV y reliquias cristianas del siglo II, acaba de convertirse en el primer parque arqueológico de Serbia.
Situado en la confluencia de los ríos Mlava y Danubio, unos 70 kilómetros al este de Belgrado, la histórica ciudad fue fundada en el siglo I después de Cristo y contaba en sus mejores épocas con unos 30.000 habitantes.

En el siglo III, Viminacium era uno de sólo 13 lugares en el Imperio Romano donde se acuñaban monedas pero después de sendas invasiones de los hunos y los eslavos desapareció definitivamente en el siglo VI.
"En 450 hectáreas fueron hallados 13.500 monumentos fúnebres y 30.000 objetos entre los que figuran sarcófagos de mármol con guirnaldas, lápices de hueso, un reloj de agua, un retrato del emperador Carino y tumbas decoradas con frescos", explicó a Efe el director de las excavaciones, Milomir Korac.
Los visitantes de este parque pueden ver lo excavado y también las mayores termas romanas de la región, decoradas con frescos y que cuenta con el relicario cristiano más antiguo hallado en la zona.
"El relicario contiene los restos de los cristianos muertos antes del edicto de Milán, con el que el cristianismo se convierte en la religión oficial del imperio romano. Tiene grabado en relieve una cruz y el monograma de Cristo", dijo Korac.
El experto destacó que Viminacium, junto con Carnuntum, cerca de Viena, son las únicas localidades de la antigua Roma en Europa en las que se pueden hacer amplias excavaciones arqueológicas, puesto que no se encuentran bajo ciudades modernas.
"Viminacium era la sede de la séptima legión romana de Claudio, donde vivieron al menos 13 emperadores romanos. Fue además la base del emperador Trajano en la lucha contra los dacios y el lugar de enfrentamientos entre Diocleciano y Carino", indicó Korac.
Expertos serbios y alemanes, apoyados por estudiantes locales, tienen previsto excavar el año próximo el palacio de Adriano (año 76 al 138), emperador romano nacido en el sur de España.
En ese lugar se encuentran un hipódromo y un anfiteatro, localizados con la ayuda de fotografías aéreas.
Los visitantes del parque arqueológico podrán viajar a Viminacium en barco por el río Danubio desde Belgrado y podrán entrar en una taberna donde camareros vestidos con túnicas sirven la comida y la bebida en fuentes réplicas de las antiguas romanas.
Según Korac, una atracción especial para los visitantes será el que los propios visitantes podrán dedicarse a las excavaciones bajo supervisión de los arqueólogos.
"Es una atracción única para los aficionados a la arqueología y una gran ayuda para nosotros porque, indistintamente de que las excavaciones comenzaron en 1891, hasta ahora sólo se ha investigado el 5 por ciento de la localidad", señaló.
Añadió que justo por eso son posibles nuevos y valiosos descubrimientos, y anunció que el lugar estará dentro de poco sometido a un sistema de seguridad por satélite para impedir eventuales robos de los hallazgos.
Esta ciudad es sólo una de los numerosos y bien conservados restos romanos que se encuentra en Serbia.
Entre éstos, los más conocidos son Sirmium, la actual Sremska Mitrovica, situada a unos 100 kilómetros al oeste de Belgrado.
Otras ciudades romanas eran Naisus, actualmente Nis, a unos 200 kilómetros al sur de la capital serbia, y Felix Romuliana, cerca de Zajecar, en la región fronteriza con Bulgaria.
ENLACES: http://www.viminacium.org.yu/

Archivado en: