Descubren en un yacimiento de Álava inscripciones romanas del siglo III

Inscripción hallada en ÁlavaVitoria | EFE 08/06/2006
Los arqueólogos encontraron además una representación de un calvario, "el más antiguo conocido hasta la fecha"
Los arqueólogos del yacimiento de Iruña-Veleia (Alava) han descubierto un conjunto epigráfico "de los más importantes del mundo romano" con una serie de más de 270 inscripciones y dibujos del siglo III y una representación de un calvario, "el más antiguo conocido hasta la fecha".
Los responsables del yacimiento, ubicado cerca de la localidad alavesa de Nanclares de Oca, presentaron ayer públicamente estos hallazgos que han sido identificados y analizados tras su localización el pasado verano durante los trabajos de excavación que se desarrollan en el lugar.

Los objetos con las inscripciones y dibujos, en su mayor parte trozos de cerámica, fueron encontrados en una de las habitaciones de la "Domus de Pompeia Valentina", una de las residencias urbanas de la antigua ciudad de Veleia que fue construida en el último cuarto del siglo I y habitada hasta bien entrado el siglo V, explicó el director del yacimiento, Eliseo Gil.
En esa villa se localizó una estancia de unos 57 metros cuadrados que estaba sellada como en una "cápsula del tiempo con su contenido inalterado" y en ella aparecieron restos de alimentación y fragmentos de diversos recipientes y otros objetos que habían sido utilizados, en su mayor parte, como "pizarrillas" o "tablillas de apuntes".
En esos soportes figuran inscripciones relacionadas con el mundo escolar y el aprendizaje, desde abecedarios a listados de divinidades, de personajes históricos, y representaciones figurativas de la vida cotidiana como caricaturas o paisajes.
La egiptóloga de la Universidad de Barcelona Montserrat Rius explicó que en algunas inscripciones en latín se hace referencia a la historia antigua egipcia y a sus divinidades y destacó que también hay inscripciones en jeroglífico "con un trazado perfecto", por lo que se supone que el preceptor enseñaba a los niños esos signos.
Rius recordó que en el siglo III se había abandonado prácticamente la escritura jeroglífica en Egipto tras las dominaciones griega y romana y señaló que también se han encontrado algunas palabras que ahora se están estudiando.
En los hallazgos destaca la localización de "testimonios de cristianización tan tempranos y excepcionales" como la representación de un calvario, "el más antiguo conocido hasta la fecha", una pequeña pieza de "entre 8 a 10 centímetros cuadrados", detalló el director del yacimiento.
También resaltó que "estamos ante un conjunto epigráfico de los más importantes del mundo romano" junto con otros conocidos como los de Pompeya, Roma o Vindolanda (norte de Inglaterra).
Eliseo Gil adelantó que hace escasas semanas se ha localizado un segundo conjunto epigráfico en otra zona del yacimiento, del que no adelantó datos ya que actualmente está en fase de investigación.

Archivado en: